miércoles, 7 de octubre de 2015

Analítica Web

En un proyecto de blog y en cualquier otro proyecto web se plantean muchas incógnitas a la hora de tomar decisiones.
Tu blog contiene una gran parte de la información necesaria para resolver esas incógnitas, pero sólo vas a disponer de esa información vital si sabes lo que es la analítica web.
Te sería mucho más fácil conseguir que tu actividad tenga éxito.
Por ejemplo:
  • ¿Están funcionando tus contenidos y tu sitio en general, responden los lectores positivamente?
  • ¿Por qué no está funcionando ese reclamo para que se suscriban a tu lista de correo?
  • ¿Estás consiguiendo visitas de la ciudad en la que tienes tu tienda física que quieres promocionar con tu web?
La enorme mayoría de los bloggers no son conscientes de la información tan valiosa que podría obtener de su sitio web y sus lectores. Es normal, porque si no sabes qué es la analítica web es imposible de imaginar que puedes conocer cosas como el sexo y edad de tus lectores, su país de procedencia, incluso la ciudad en la que viven, el tiempo que se pasan en tu web, si ya la ha visitado en otra ocasión o son nuevas visitas, dónde hacen clic y mucho más.
Las herramientas como Google Analytics proporcionan una información del tipo “de tus 100 visitas de hoy, un 53% son hombres, un 47% mujeres, el 83% viene de España, un 7% de México, …, el 25% de estas personas ya te han visitado anteriormente, las páginas en las que más tiempo permanecen son A, B y C, etc..”.
Como ves, esta información no se refiere a identidades de personas concretas con nombre y apellido, pero es igual de útil para el autor de la web sin esa información.
Y estos ejemplos de información analítica sólo arañan la superficie de lo que se puede hacer. Por eso es una pena que la mayoría de los bloggers se queden en el nivel trivial de las estadísticas simples de visitas y páginas vistas, y se pasa el día viendo esa información que, en realidad, aporta bastante poco.

Lo que importa de tus visitas es su calidad, no la cantidad

Especialmente cuando empiezas con tu web, por supuesto, que es importante que hagas un seguimiento a tus visitas para ver que estás logrando las primeras visitas a tus sitio, que estás consiguiendo que tu tráfico efectivamente vaya creciendo poco a poco, etc.
Pero llega un momento que esto no es suficiente.
Si tu sitio resulta un éxito y consigues, pongamos, un tráfico de 100.000 visitas al mes, lo importante ya no es si son 100.000 visitas o 50.000, es mucho más importante que esas visitas sean de calidad.
Un ejemplo:
Supongamos que somos amigos de dos bloggers que quieren convertir a su blog en el eje de una actividad que les genere ingresos y que éstos nos cuentan sus logros:
  • El blogger A ha conseguido 20.000 visitas al mes, pero de un perfil muy concreto, con intereses muy afines a los temas en los que quiere trabajar y ofrecer servicios.
  • El blogger B ha conseguido 100.000 visitas al mes, pero ha apostado más por una estrategia de volumen, de ir a por todas con el Nº de visitas, pero sin esforzarse demasiado en definir bien el perfil del lector al que se dirige.
¿Cuál de los dos blogs crees que tiene más potencial para generar ingresos?
Aunque las proporciones puedan parecer exageradas, te aseguro que lo normal es que el blogger A esté mejor posicionado que el blogger B para vender, incluso mucho mejor posicionado.
Como decíamos antes: llegado un momento, lo que importa es la calidad y no la cantidad de las personas que te visitan y ahí entra la analítica web.
Para conseguir lectores de calidad, necesitas esencialmente tres cosas:
  1. Tener claro qué ofreces.
  2. Definir bien cómo es el perfil de las personas a las que te diriges, cuáles son sus características e intereses fundamentales.
  3. Una buena estrategia de contenidos para atraer a los lectores que coincidan con este perfil y en la medida de lo posible fidelizarlos (convertirlos en suscriptores de tu lista de correo).
  4. Herramientas para hacer un seguimiento y comprobar que los tres puntos anteriores los estás haciendo bien.